El actor durante una conversación en Twitter afirmó que estaba feliz trabajando en la serie animada y que fue Netflix quienes tomaron la decisión de terminar con la serie.

Hace rato se sabe que Netflix está en una posición de no hacer durar sus series originales por mucho tiempo, específicamente, intentar de no hacerlas durar mas allá de 5 temporadas, hoy Aaron Paul viene a confirmar la afirmación anterior.

Nadie se sorprendió mucho cuando se estrenó el trailer de la sexta temporada de Bojack Horseman, al final, de este trailer se anunció que esta temporada esta dividida en dos partes y que será la final de la serie.

Aaron Paul recibió la pregunta de un fan del porqué de la cancelación de la serie, y el actor le atribuye la decisión a Netflix y no a los creadores de la serie, que era algo que todos pensaban al inicio.

La posición de Netflix en la pronta guerra del streaming es clara, y esta es diferenciarse de la competencia y colocar un mejor producto para ganar. Netflix quiere a gente como la que esta detrás de la serie alemana Dark, que desde un principio sabían que podían contar su historia en tres partes y que no necesitaban mas. Netflix buscará a directores y/o productores con ideas e historias que tengan un claro final y que como se dice en Chile «estiren el chicle» con sus series.

Con esto las temporadas de las series de Netflix parecerán películas de varias horas, y lo que venga después serán secuelas, pero no secuelas porque sí, sino que deberán estar dentro del plan original de los creadores.

Bojack Horseman tendrá un total de 6 temporadas, a pesar de que la mentalidad de Netflix es no dejarlas vivir mas allá de 5 temporadas. Esta visión esta una que esta basada en los tiempos en los que vivimos y como la gente consume las series hoy en día, pero eso no significa que todas las series de Netflix sean cortas, quizás aparezca alguna que dure varias temporadas, pero los creadores de dicha serie deberán presentar el proyecto terminado a Netflix, no llegar solamente con la premisa de la primera temporada y ver mas adelante para donde va, porque quizás Netflix igual la apruebe pero la cancele de la nada como ocurre ahora con Bojack Horseman.