Bobby Kotick, director de Activision, se encuentra en la boca del lobo tras revelarse que sus empleados solo ganan un microscópico porcentaje de su salario.

Todos sabemos que un jefe suele ganar mas que sus empleados, pero hace poco un documento registrado por accionistas de Activision/Blizzard revelo que Robert Kotick recibe sumas gigantes, mientras que sus empleados, y encargados de producir las sagas que todos amamos, reciben menos de un tercio del 1%.

Bobby Kotick: Director ejecutivo Activision/Blizzard

La firma de ejecutivos lo acusan de «comportamiento irresponsable, inmoral y pagos ejecutivos excesivos», recordando que la compañia despidio a mas de 800 empleados de la empresa el mismo año que anuncio tener excelentes ventas, y todo nos hace sentido.

Los últimos años la compañía ha estado al fuego vivo tras enormes criticas en sus juegos, remasters y muchísimos diálogos de empleados detallando el pésimo trato, crunch y mala calidad de trabajo dentro de la empresa. Todo esto junto un bajo salario y constantes amenazas de despidos nos suena a una receta para el desastre.

La compañía no ha ido muy bien, tras lanzamientos como Warcraft III: Reforged fallando en traerles la atención que necesitaban, y llevándose pésimas criticas en su lanzamiento.

Es mas, según se detalla Kotick no ha alcanzado sus metas de rendimiento, y a pesar de esto no ha detenido su aumento de salario, todo esto mientras los empleados se enfrentan a cientos de despidos por falta de capital.

No nos faltan razones para criticar este actuar, y esperamos que se tomen acciones en su contra cuanto antes, quien sabe, quizás con eso la compañía y sus productos mejoren, una vez se pague y trate justamente a quienes los crean.