El pasado sábado 6 de junio, Rowling compartió en su cuenta oficial de Twitter, un tweet que se refería a la incorporación de medidas sanitarias para “personas que menstrúan”, incluyendo en este calificativo tanto a mujeres, como a personas trans.

Sin embargo, la escritora agregó el comentario irónico: “Estoy segura de que había una palabra para esas personas. Que alguien me ayude. Wumben? Wimpund? Woomud?, dijo.

Esto, sumado a lo que ya había dicho previamente sobre los trans, ha hecho que muchos fanáticos – inclusive algunos miembros del cast de las películas de Harry Potter como Emma Watson o Evanna Lynch- Se hayan ido en su contra.

La polémica ha llegado a tal que mucha gente, fanática del jóven mago, decepcionada por la autora, han comenzado a buscar alternativa para borrarse los tatuajes de Harry Potter que poseen

“Como sea, si conocen a alguien que pueda cubrirme un tatuaje de Harry Potter, por favor háganmelo saber”, añadió otra persona.

Mientras algunos usuarios de Twitter festejaron que nunca tomaron la decisión final de tatuarse algo relacionado a la saga, otros se lamentaron por las personas que actualmente tienen esos tatuajes.

Tanto así fue el enojo que algunos fans comenzaron a tachar el nombre de JK Rowling de los libros de Harry Potter, reemplazándolos por cualquier otro.

Obviamente, tampoco faltó una dosis de humor después de los lamentos:

Esto es lamentable, pero si bien es cierto que la autora puede estar errada con lo que dice, eso no tiene que ver con e libro propiamente tal.

Hay que saber separara a la autora de su creación, y precisamente este es uno de esos casos. Irónicamente, Harry Potter enseña valores justamente como la igualdad entre todos, o la amistad inter-genero.

De manera que borrarse tatuajes de la franquicia puede llegar a ser un poco exagerado, pero por otra parte, entendemos el malestar y lamentamos que se tenga que llegar a esto.

JK Rowling lanzó su nuevo libro gratuito The Ickabog hace menos de un mes. Quizás con sus dicho, el nivel de descargas tenga serias repercusiones.

Expelliarmus coronavirus! La magia Harry Potter llega a casa