Caballeros, Vikingos, Samurais, históricamente difícil de encontrar a las 3 facciones luchando entre sí, mucho menos cooperando entre ellas, pero esto no le quita la entretención ni lo innovador a uno de los más recientes títulos de Ubisoft

For Honor se funda en un muy innovador sistema de combate, en donde los combatientes pueden cambiar su guarda a 3 direcciones específicas: arriba, izquierda y derecha, lo que producirá distintos ángulos de ataque y combos para derrotar a los oponentes, mientras que a su vez también permitirá bloquear los ataques enemigos dependiendo de la dirección en la que estos ataquen

El beta contó con todos los modos que han de ser implementados en el juego, estos fueron: Dominion, un modo estilo captura el punto; Elimination, 4v4 en donde al ser ejecutado estas fuera, al no ser ejecutado puedes ser revivido por otro miembro de tu equipo y diversas mejoras están desperdigadas por el mapa (bono de vida, mas daño, etc); y Duelos, tanto 2v2 como 1v1, en donde el objetivo es simplemente eliminar al contrincante

Cada modo se encontró disponible en su versión humano vs humano y humano vs AI, en donde la computadora controla a los contrincantes, y a gusto de muchos, la computadora sabía bien lo que hacía, brindando oportunidades para practicar contra oponentes que actuaban de manera inteligente y que daban un decente desafío en el caso de remplazar a jugadores afk cuando las partidas lo ameritaban

Otro detallito que a muchos jugadores les gusto fue la personificación que se le podía hacer a cada personaje, pudiendo cambiar su sexo, color de piel y colores de armadura

También existe la posibilidad de obtener accesorios y piezas de distintas armas y/o armaduras, las cuales brindan una serie de beneficios al ser aplicados, por ejemplo mas daño o una reducción del daño recibido al bloquear. Estos beneficios solo se verán presentes en algunos modos, y aunque pueden sonar desbalanceados, el juego brindara un balanceo general para evitar builds OP todo basado en el promedio general entre los niveles de cada combatiente

Con eso y más, For Honor dejó un buen gusto en la boca de muchos, al ser interesante, innovador, tener un carácter mucho más histórico que otros juegos y ser en general, entretenido. El beta tuvo sus altos y bajos, en especial por uno que otro problema de conexión que brindaban los servidores al estar implementando cambios, pero a pesar de todo, un buen beta de un probablemente muy buen juego

Y la lección que les dejo hoy niños y niñas, siempre miren arriba