Jerry Berg explica la gran cantidad de fallos en Windows 10

418

En la actualidad han resurgido una gran cantidad de fallos en Windows 10.

Tras un problema que afectaba a las funciones de búsqueda y disparaba el consumo de CPU, han aparecido otros que simplemente rompen el sonido de algunos juegos ademas de provocar fallos en Windows Defender.

Sin embargo, ¿de qué viene esa gran cantidad de fallos en Windows 10?

Esa es la pregunta que ha intentado responder Jerry Berg, ex Ingeniero de Desarrollo de Software en Pruebas de Microsoft.

Mediante un vídeo publicado en su canal de YouTube. Berg ha estado trabajando en Microsoft durante 15 años y sus funciones se han centrado en diseñar y desarrollar herramientas y procesos para automatizar las pruebas para el sistema operativo Windows.

Microsoft tenía en los años 2014 y 2015 un equipo entero dedicado a probar el sistema operativo, las compilaciones, las actualizaciones, los drivers y otros códigos relacionados con estos componentes. Dicho equipo estaba compuesto de múltiples grupos que realizaban pruebas de forma manual con herramientas automatizadas y debatían sobre errores y problemas en las reuniones diarias. En caso de que un código superara las pruebas, este recibía el visto bueno para ser integrado en Windows.

Las pruebas se efectuaban en hardware real en un laboratorio que disponía de componentes de distintas gamas y distintos fabricantes (procesadores de Intel y AMD, gráficas de NVIDIA y AMD, sonido Realtek y Sound Blaster… ) para así abarcar una gran cantidad de configuraciones, haciendo que los fallos en Windows pudiesen ser detectados antes de que las actualizaciones fuesen suministradas a los usuarios finales.

Sin embargo, este equipo fue despedido casi en su totalidad después de que Microsoft decidiera unificar Windows, Windows Mobile y Xbox en una sola plataforma. La compañía trasladó la mayoría de las pruebas a máquinas virtuales, por lo que en consecuencia se volvió más difícil detectar errores derivados de los cambios en la configuración del hardware.

Microsoft obtiene datos sobre fallos y mal funcionamiento de distintas vías. A las pruebas que hemos mencionado hasta aquí se suman la telemetría y las compilaciones de Windows Insider, las cuales se instalan en millones de dispositivos para recopilación de datos mediante telemetría, formando un conjunto que aparentemente no resulta del todo efectivo a la hora de enviar a la compañía información sobre muchos errores detectados en el sistema. Como alternativa queda el reporte manual de los usuarios, pero aquí se pueden encontrar impedimentos como la falta de conocimientos sobre cómo reportar o que no son capaces de ofrecer una información detallada de los problemas que tienen, dificultando así el trabajo de los ingenieros.