Tom Nook e Isabelle llegan a salvarnos de la cuarentena.

El Covid-19 ha causado estragos al rededor del mundo, llevando muchos países a decretar cuarentena, con ciudadanos encerrados y saliendo solo a lo mas necesario. El mundo se ha vuelto silencioso, menos contaminado, pero muchos de nosotros nos encontramos aburridos, y aunque un montón de servicios han ofrecido contenido gratuito y ofertas gigantes, este titulo si que nos acompaña.

New Horizons es la ultima entrega en la saga de Animal Crossing, el titulo survival horror en donde un pobre habitante debe pagar su hipoteca de manera eterna a un horrible Tanuki llamado Tom Nook, por los siglos de los siglos…Ok no.

Animal Crossing fue lanzado originalmente en Nintendo 64 el 2001, y se caracterizo por un muy caricaturesco estilo de dibujo, y ser uno de los primeros simuladores de vida en las consolas de Nintendo, aunque muy a su manera. El juego tiene un muy simple concepto: eres un habitante de una villa, debes conseguir dinero (Bells) para pagar tu hipoteca, mejorar tu hogar, y simplemente..disfrutar.

Un inicio fresco en la isla cangrejo, con nuestra polera patrocinada por NerdMacia.

Muchos juegos tienen un objetivo base, pero Animal Crossing nunca ha dado una linea fija, uno puede hacer lo que quiera, cuando quiera, puede no hacer nada durante un año entero, pero el juego continua, permitiendo a los jugadores ser realmente creativos.

La mudanza.

New Horizons no se aleja de ese camino, llevando a los jugadores a una isla desierta (propiedad del endemoniado Mapache/Tanuki Tom Nook, que tras endeudarnos incontables veces ahora es dueño de su propia agencia de viajes y múltiples islas alrededor del globo) para que hagamos nuestra vida, sea como sea que deseemos hacerla.

El juego comienza de manera simple, aunque agrega un poco mas que en pasadas iteraciones. En New Horizons finalmente podemos decidir como se vera nuestro personaje inicial. Sea pelo, color de piel, boca, ojos, cara y otros detalles menores que mas tarde podremos modificar con adicionales estilos de cabello, colores de pelo y maquillaje.

Después de esto el juego nos pide que hagamos elección del hemisferio norte o sur, y adaptara las estaciones a esta decisión. Uno obviamente puede elegir el que desee, pero viendo que el juego esta fijado a nuestro horario y estaciones, la sensación de inmersión es mucho mayor cuando los arboles comienzan a anaranjarse tanto dentro como fuera de la consola.

Hora de trabajar…

Aparte de esto, sigue siendo Animal Crossing. Partimos de 0, buscando conseguir dinero, pagar nuestro hipoteca, mejorar nuestro hogar y conseguir ropa, objetos y muebles. Las maneras básicas de obtener Bells siguen siendo las mismas: cazar insectos, pescar, obtener frutos y venderlos todos por el mercado negr- digo, de manera totalmente legal a los pequeños Timmy y Tommy, sobrinos del Mapache (aunque estos lo llaman «Lider supremo» asi que aqui huele a algo raro)

Creo que todos tenemos una relación de amor y odio con los insectos, son seres hermosos…de lejos.

¡Manos a la obra!

El juego agrega un nuevo sistema de crafteo para obtener herramientas y armar objetos de decoración, y finalmente después de tantos años nos da la opción de colocar objetos en el exterior, permitiéndonos decorar la isla entera a nuestro antojo, con nuevas texturas en los arboles, materiales y animales. Los peces, insectos, y fósiles alcanzaron un nueva calidad gráfica HD, con texturas muy elaboradas, y cada cosa que recolectes se ve impresionante, por mucho asco que den.

Madera, piedras, ladrillo, todo se ve extremadamente bien, a pesar del estilo caracteristico del juego.

¿Desierta? ¡No por mucho!

También al igual que en otros juegos nuestra isla partirá prácticamente deshabitada, solo con 3 habitantes al inicio, que gradualmente irán aumentando, todo en tiempo real. Otro agregado al juego es que una consola Switch siempre tendrá solo una isla, y si juegan múltiples cuentas, todos vivirán en la misma, algo que si bien es interesante, no le llego muy bien a algunos fans.

Existe una gran cantidad de habitantes que pueden llegar a cada isla, cada uno con distintas personalidades, horarios y mas.

La isla también sera habitada por Timmy, Tommy, Tom Nook, Blathers el búho que maneja el museo y la siempre amada Canelita botit-..Isabelle, una vez que progresemos.

Hora de acumular millas

A diferencia de otros juegos, este cuenta con un agregado bastante peculiar, en forma de las «Millas Nook», que ganaremos a medida que hagamos distintas tareas en nuestro día a día. Cosas tan simples como pescar, cortar madera, craftear, e incluso hablar con nuestro vecinos animales nos puede brindar millas, y otras no tan simples como ser picado por una araña, desmayarnos por abejas, o pescar muchos peces sin fallar.

Las millas pueden gastarse en objetos especiales, y mas importantemente, tickets de vuelo. Los tickets permiten al jugador ir a islas aleatorias, donde podremos encontrar mas recursos, fauna, flora y en ocasiones especiales habitantes a los que podremos invitar a nuestra isla. También existe la muy remota posibilidad de encontrar islas «raras» que van desde plantas de otras regiones, como bamboo, plagadas de arañas, tapadas en flores caras y otras.

¡A disfrutar!

Después de un poco de progreso podrán modificar objetos, decorar sus hogares con el nuevo y actualizado menú de personalización de casas, y podrán obtener items que te permitirán visitar toda la isla. El progreso es LENTO, toma días en tiempo real ( a menos de que quieran «viajar en el tiempo» como en cada Animal Crossing) así que no esperen que todo sea inmediato, y realmente toma paciencia.

El juego también cuenta con encuentros aleatorios, como este con el famoso fantasma de la serie, que te obsequiara objetos raros por traer devuelta sus…¿fragmentos?

Claramente el juego esta diseñado para quienes ya conocen la franquicia y no tienen miedo de ponerle horas de trabajo a sus hogares, a recolectar fruta, hierbas, craftear cañas y pagarle al maldito Mapache, todo una y otra vez hasta conseguir lo que desean, pero vale la pena.

Las nuevas texturas, el nuevo y HERMOSO museo, artículos de ropa, modificaciones de casa, la habilidad de modificar la isla, objetos e incluso el terreno, todo lo vale. Al igual que en otros simuladores como los Sims, el juego te da una cantidad impresionante de personalización, pero la larga espera de un articulo llegando al correo del día siguiente, o la renovación de tu hogar una vez pagada la hipoteca, hace que todo sea mas dulce.

Un cómodo hogar para una cómoda isla.

No cabe agregar que el juego tendrá muchas actualizaciones, y que, al igual que juegos anteriores, muchísimos eventos en la vida real se ven representados en la isla, como navidad, año nuevo, y otros que aun no podemos ver ya que solo han pasado unos días desde el lanzamiento.

Si bien no todos tienen el tiempo para jugar, esta cuarentena nos ha dejado disfrutar muchísimo el juego, y las horas recolectando materiales, insectos y peces se hacen cortas. Visitar nuevas islas, jugar con amigos y tomar fotos con una nueva función de cámara y filtros, todo es gratificante, vivo y muy placentero, dejando Animal Crossing New Horizons como un juego indispensable para estos días, y en especial para los fans de la saga.

¡Saludos desde la isla cangrejo!