A diferencia de PETA, estas son protestas que si valen la pena.

El femicidio y abuso a la mujer es un tema extremadamente sensible hoy en día, con tasas de muerte alarmantes en países latinoamericanos, y con un conteo de más de 3500 mujeres fallecidas por razones de género según informa CEPAL, y esos sólo son los casos que sabemos.

Y como con cualquier temática que cause descontento, hay marchas y protestas al respecto, pero al igual que con muchos otros casos, debido a la pandemia las personas han de ponerse creativas.

Tras el asesinato de Diana Raygoza en Narayit, México, muchas mujeres decidieron manifestarse sin violar la cuarentena, con homenajes a la chica que con solo 21 años de edad fue brutalmente asesinada.

Fotos subidas con QR, pancartas, mensajes pidiendo justicia y más todo buscando algo extremadamente válido, seguridad para las mujeres y justicia contra los agresores.

Al igual que con las manifestaciones en China, estas son maneras muy creativas de manifestarse y acatar las medidas de seguridad por la cuarentena, todo en contra de cosas válidas, como la falta de justicia y seguridad, y por esto merecen visibilidad, a diferencia de las protestas en contra de un búho virtual.