El hype, maldito hype. Si hay una enfermedad que se ha instalado en la industria de los videojuegos y nos ha sido imposible extirpar, claramente es esta. Y entiéndase a este fenómeno no como un mal necesario, si no como un lamentable cáncer que se ha ido extendiendo por las campañas de publicidad de las distintas distribuidoras de juegos. Nos prometieron historias épicas, gráficos que nos volarían la cabeza, una jugabilidad única que “revolucionaría la forma de ver los video juegos” PAF SLAP, mentira, el único juego que existió fue el de nuestros sentimientos (y bolsillos).

 

5.- Street Fighter V (PS4, PC)

Capcom tiene en sus manos uno de los baluartes de los juegos de pelea y, por lo mismo, una responsabilidad con la comunidad gamer y de consumidores. Bajo esta premisa, es impresentable que un juego desarrollado por ellos, el cual eventualmente encabezará la escena competitiva (EVO), llegue con contenido tan escaso a las tiendas.

A ver, ¿qué prometía la empresa nipona? El juego tenía un precio de salida de 59,99 dólares (a Chile llego a 39.990 app). Por esa plata Capcom promete ir actualizando el juego con nuevo contenido, de manera gratuita y con algunos DLC de personajes que costarán dinero real, pero que también se podrá conseguir con la moneda del juego, dedicándole horas al título. Aún está por ver el precio de los personajes nuevos, tanto en dinero real, como en la moneda del propio juego. Así evitamos tener que pagar por nuevas ediciones del juego, cofcof Super, Super Arcade Edition, Ultra Street Fighter IV cofcof.

Pero al probar el juego nos encontramos con un pobre espectáculo, con un escueto modo historia que no representa desafío alguno, modo Supervivencia, entrenamiento, y versus (que conste, al salir era solo contra otro jugador, no había modo vs CPU). ¿Qué no nombré el Online? Bueno, si tuviese uno servidores dignos quizás podría nombrarlo, pero la verdad es que cada vez que intenté jugar una partida se caía a mitad de la pelea, tenía lag o derechamente no se podía establecer conexión. Además, si piensas que podrás jugar unas peleas casuales, olvídalo, el nivel de los rivales es muy alto. O yo soy muy malo, no sé.

hype 1
De izquierda a derecha: Capcom, consumidores.

 

En conclusión, promesas inconclusas. Juego a medias, modos a media, roster a medias, etc. Perfectamente podrían haber esperado un par de semanas o meses para publicar el juego y entregarlo con mas contenido, porque la idea es buena, pero la ejecución un fail.

4.- Hatred (PC)

Para los que no lo conocen, Hatred es un juego desarrollado por Destructive Creations, el cual prometía ser de lo mas violento que nos podíamos encontrar. Creo controversia, lo sacaron de Steam y logró volver porque nada que ver la censura, po. Si hay violencia en un juego, este tiene que estar en la plataforma mas democrática de los videojuegos. Humo, mucho humo.

¿Con que nos encontramos? Un shooter en tercera persona, con vista isometrica, violento sin sentido y con un par de ejecuciones llamativas. Pero, mas allá de eso, nada. Mas violencia y entretención encuentro en una partida de Worms. ¿Alguien quiere jugar Worms?

 

 

3.- Assassin’s Creed Unity (PS4, Xbox ONE, PC)

Ubisoft tenía claro que había marcado un precedente con sus juegos de asesinos en la séptima generación y que debía entrar con todo a PS4/Xbox One para no decepcionar a los fans. Pero nos decepcionaron igual.

Para variar una presentación irreal en la E3 del 2013, que nos dejó boquiabierto a todos los que estábamos esperando con ansias juegos que explotasen las capacidades de la nueva generación. El motor se movía con fluidez, la ambientación era precisa (La revolución Francesa, merci) y teníamos asesino nuevo que nos traería una historia nueva.

¿Qué nos encontramos al momento de la salida? Rendimiento pobre, una larga lista de errores, bugs, problemas de conexión para el multijugador (que era genérico además), personajes con movimientos extraños, escalones invisibles, ventanas que te dejaban entrar pero no salir y hasta protagonistas sin piel en sus rostros. No, no estaba Ramsay Bolton como personaje jugable.

 

Sorry Ubisoft, pero esta no es tu única nominación y lo sabes. Menos con tus parches de salida de 10 gigas.

2.- Duke Nukem Forever. (PS3, Xbox 360, PC)

Oficialmente anunciado el 27 de abril de 1997 y con un desarrollo de 12 años, Duke Nukem Forever llego para demostrarnos que una larga espera no significa que tendremos un buen producto entre las manos.

Ya, Duke Nuke no era el mejor juego de la historia tampoco. Pero tenía carisma. Era buena onda y nos enganchaba su historia sin sentido y su personaje irreverente. Además había bailarinas que mostraban las bubis, ¿qué mas podíamos pedir?

Finalmente, el 12 de enero y después de haber paseado por varias desarrolladoras, Gearbox Software nos trae a uno de los iconos de los 90 pero con menos brillo que zapato de gamuza. Imagínese una estrella de fin de siglo pasado, tipo David Hasselhoff, para competir contra personajes actuales. Bueno, esta es una gran analogía para que entiendan lo decepcionante que fue DKF. Gráficos mediocres, jugabilidad mediocre, abanico de armas del montón, historia totalmente olvidable. y Nuke… ¿qué te hicieron Nuke? Eres mas fome que el editor de esta nota.

 

hype 3
No.

 

 

Y el «ganador»:

1.- Watch_Dogs (PS3, PS4, Xbox 360, Xbox ONE, PC, WiiU)

¿Algo que decir? Shame!, shame!, shame!

 

Y bueno, este ha sido nuestro humilde Not Top Five, ¿ustedes creen que faltó alguno? Dejen sus comentarios.